La astenia es un término clínico que significa «cansancio». No es una enfermedad, sino un síntoma que puede ser debido a enfermedades orgánicas o psicológicas, pero también a otras causas como el estrés o el exceso de trabajo.

Parte de la población sufre «cansancio» o astenia coincidiendo con el paso del invierno a la primavera.

Parece ser consecuencia, en gran parte, de una incapacidad de adaptación inmediata a los cambios climáticos por un bloqueo en la liberación de los beta-endorfinas al plasma, responsables de la sensación de bienestar.

El eje hipotálamo-hipofisario responde en su caso de forma ralentizada, y por tanto los ciclos biológicos de adaptación del resto de las glándulas de secreción interna (glándulas suprarrenal y gonadales) y la respuesta de adaptación del sistema nervioso central se encuentran descoordinadas con una pérdida de vigor generalizada que hace que todo parezca más pesado.

Podemos tratar la Astenia Primaveral de la siguiente manera con los aceites esenciales:

Para el cansancio:

Como vimos en mi artículo donde hablo sobre el TAE (Trastorno Afectivo Estacional), podemos recorrer al aceite esencial de Abeto Negro (Picea Mariana) vía olfativa y a nivel tópico a las glándulas suprarrenales.

Por un lado, diluiremos unas gotas de aceite esencial en aceite vegetal y lo aplicaremos a las muñecas para ir oliendo durante el día. Es un óleo esencial especialmente energético.

Por otro lado diluiremos unas gotas de Abeto Negro en aceite vegetal a las suprarrenales, tanto a las lumbares como la zona refleja del pie durante 7-10 días justo después de despertarnos.

Otro aceite esencial energético que nos aclara la mente y nos activa es la Menta Piperita (Mentha x piperita). Vía olfativa nos destapa la nariz y aporta frescura.

También podemos utilizar su Hidrolato, y utilizarlo como sustituido del café.

Podemos tomar “un chupito” de Hidrolato de Menta en ayunas, o bien diluirlo en una botella de agua e ir bebiendo durante el día (50ml de Hidrolat de Menta Piperita + 450ml de Agua). Además nos beneficiaremos de sus propiedades estimulantes del hígado, ayudando a desintoxicarlo.

Para el estado de ánimo:

Una vez más utilizaremos las esencias cítricas.

Especialmente el Pomelo (Citrus Paradisio) y la Naranja (Citrus sinensis).

Nos conectan con la alegría y el optimismo y por tanto nos ayuda a empezar el día con entusiasmo.

Recomiendo utilizar también el aceite esencial de Azahar / Neroli (Citrus Aurantium var. Amara), puesto que a nivel psicoemocional nos ayudará a adaptarnos a las nuevas situaciones.

Un perfume en “roll-on” que recomiendo hacer es:

10ml de aceite de Jojoba 5 gotas de esencia de Pomelo, 3 gotas de esencia de Naranja, 2 gotas de aceite esencial de Azahar y 3 gotas de aceite esencial de Menta.

Para regular el sistema hormonal:

Las mujeres nos podemos beneficiar del aceite esencial de Salvia Romana (Salvia sclarea) que regula las hormonas relacionadas con el ciclo menstrual. Las mujeres que han entrado en la Menopausia también les ayuda con los sofocos que son debidos también a los desórdenes hormonales.

 

 

Síntomas de la alergia primaveral y tratamiento desde la Aromaterapia

La alergia es una reacción errónea y excesiva de nuestro organismo ante una determinada sustancia que percibe como un agente nocivo, de forma que nuestro sistema inmunológico se activa desde el momento en que detecta agentes que considera extraños.

Estas sustancias son sobre todo el polen y el polvo.

Los síntomas que aparecen después de la llegada de la primavera, especialmente durante los días de mayor polinización (es decir, de mayor presencia de polen en el aire que inhalamos) son en la mayoría de las ocasiones fácilmente identificables.

Un posible tratamiento por paliar los síntomas de la alergia:

  • Colirio con el HIDROL de Manzanilla para descongestionar los ojos.
  • Inhalación de aceite esencial de Menta Piperita (Mentha x Piperita) para la congestión nasal.
  • Para la tos seca y espasmódica diluiremos aceite esencial de Ciprés (Cupressus sempervirens) y Estragón (Artemisa dracunculus) en aceite vegetal (cualquiera que tenga a mano servirá), aplicado al tórax.
  • Para la sinusitis recomiendo el aceite esencial de Siempreviva (Helichrysum italicum) diluido y aplicado en los sin frontales.

Las alergias están íntimamente ligadas al hígado, por ello es de vital importancia hacer una buena depuración hepática.

Uno de los aceites esenciales más eficaces y poco conocidos por afecciones hepáticas es Tomillo quimiotipo Tuyanol (Thymus vulgaris qt Tuyanol). Antes de entrar en la primavera recomiendo ya preparar el cuerpo y hacer una desintoxicación hepática. La posología que recomiendo es 2 gotas de aceite esencial diluido en una cucharadita de aceite de oliva o miel 3 veces al día durante una semana.

Además, nos beneficiaremos de los alimentos que son ricos en azufre, ya que ayudan a desintoxicar las tripas y el hígado.

Alguno de los alimentos ricos en azufre: Ajo, Cebolla, Germen de Trigo, Espárragos, Col.

Otra recomendación que os hago, como soy una fan del agua macerada de cebolla, es también tomar esta agua. Se deja macerar 1/2 cebolla si es grande y 1 cebolla entera si es pequeña, en un vaso de agua toda la noche. A la mañana en ayunas, se ve el agua.

Para tratar el terreno alérgico:

El aceite esencial de Estragón (Artemisa dracunculus) trabaja sobre el terreno alérgico. Viene a ser como el Manganeso en oligoelemento que regula la diátesis alérgica.

La posología habitual es 1 gota diluida en una cucharadita de aceite de oliva o miel dos veces al día a partir del mes de abril. Durante el tratamiento de la alergia subiremos la dosis a 3 gotas/3 veces al día.

Este óleo esencial está contraindicado en niños menores de 7 años, mujeres embarazadas y lactantes.