Fitodrenoterápia

El organismo va acumulando sustancias tóxicas, principalmente en los órganos de drenaje interno (piel, pulmón, tripas, hígado, sistema excretor renal) o bien en el sistema circulatorio y articulaciones.

Estas sustancias producen alteración funcional a los órganos y en consecuencia al organismo.

La Fitodrenoterápia utiliza plantas depurativas que intervienen estimulante funciones de uno o varios órganos, saneando por evacuación liberadora.

El drenaje puede ser general, por una sobrecarga de tóxico en general o específico por un órgano o sistema determinado

Seguidamente veremos las Plantas depurativas por excelencia.

Bardana (Articum lappa):

Diurética moderada, Colerética (estimula la secreción y excreción del bilis), Eupéptica (favorece la digestión de los alimentos), Antiinflamatoria cutánea. Drenaje general, piel y sistema digestivo.

 

Dosificación para adultos: Decocción de 20gr de la raíz por 1L de agua. Ver 3-4 tazas en el día, fuera de las comidas.

Contraindicaciones: Embarazo y lactancia materna.

 

Diente de León (Taraxacum officinale):

Diurética, alcalinizante, colerética y colagoga, eupéptica, laxante suave. Drenajes en general, piel e hígado.

Dosificación para adultos: Decocción de una cucharada sopera de raíces y hojas por taza, hervir dos minutos. Tres tazas en el día, antes de las comidas.

Contraindicaciones: Piedras en la vesícula biliar, acidez estomacal y úlcera de estómago.

 

 

Zarzaparrilla (Aritjol, Smilax médica):

Antiguamente se le atribuían numerosas virtudes, entre ellas que podía combatir la sífilis.

Es diurética, sudorífica, depurativa. Elimina la urea y ácido úrico.

Disminuye el exceso de colesterol.

Depurativa General

Dosificación para adultos: Decocción de 30gr de la raíz y el rizoma por 1l de agua. Ver 3-4 tazas en el día, fuera de las comidas. La 1ª en ayuno.

Contraindicaciones: En personas con gastritis o úlcera de estómago y colono irritable.